Azahares y Rosas / Said Belcadi Ensemble
música andalusí · Núba al-Isbihán






Pneuma PN-1240
2011





1. Azahares y rosas. Mshalia 1  [1:47

2. Mi razón prisionera. Twishya  [1:00

3. Lirios y jazmines. Mshalia 2  [0:42


Basit

4. He visto la mejilla derecha. Man malaq  [1:21
مَنْ مَلكْ عقْلِي رَهِنْ

5. El final del plazo. Man li rouhi (instrumental)  [0:34

6. Por aquel que te creó. Wa lladi  [1:02
وَالّذي انْشَكَ مِنْ مَاءِ الْبَهَا

7. Me atrapó el amor. Taqsim de laúd  [2:24


Kaim wa nisf

8. Que injusta es la ausencia. Ahin lamma  [3:23
آهٍ لَمّا شَطّ النّوى

9. Te amé sin igual. Ma hla rra hik (instrumental)  [1:46

10. Prodigio de belleza. Badai 'ou l housni  [2:09
بَدَائِعُ الحسْن فِيهِ مُفْتَرقهْ

11. Por Dios, adorno de los pequeños. Billahi ya zayna sighar  [1:47
باللّهِ يَازَيْنَ الصِّغَار

12. Las flechas estan puestas en el aire. Astaghfirou llah (instrumental)  [0:57


Betayhi

13. Mientras yo ocultaba el amor. Ama qad jhafite  [5:18
أمَا قدْ خَفِيتْ فِي الْهَوَى

14. Amado mío, me consumo. Taqsim nay  [2:51

15. Verlo con tus ojos. Wardat ala (instrumental)  [1:06

16. Amo a los virtuosos. Nachaqou (zejel)  [1:16
نَعْشَقُ الشَّمَئِلْ

17. De vosotros aprendí el amor. Sahib mabsam (instrumental)  [0:19

18. Adórnate, amor. Ya hibbi mah  [1:26
يَا حِبِّي مَهْ أمَاتَرَى


Darch

19. Me han sorprendido las lágrimas. Darch Isbihán (instrumental)  [2:56

20. La pasión oculta. Muwwal Isbihán  [7:58
أخْفَي الْهَوَى وَمَدَامِعِي تُبْدِيهِ


Quddam

21. Has alcanzado la vía del amor. Twishya Quddam Isbihán  [1:43

22. Ojalá que gracias a mi poesía. Ya layta  [2:03
يَا لَيْتَ شِعْريَ هَلْ لِوَصْلِهَا

23. Fascinación por tus ojos. Taqsim viola  [2:11

24. Paraíso de la eternidad. Twishya insiraf quddam  [1:16

25. Me torturó durante años. Addabtani sinina  [0:44
عَدَّبْتَنِي سِنِينَا

26. Un amante afligido. Ya tal' ata  [1:05

27. Alivio de la pena. Amelakta aqli (instrumental)  [0:46

28. Que gacela cayó sobre el león. Ayyou dabyine  [2:26
أيّ ظبْي عََلَى الأُسْدِ

29. Conté mi historia al juez del amor. Chakaotou li kadi  [1:53
شَكَوْتُ لِقاضِي الْهَوَى قِصَّتِي







Said Belcadi Ensemble

Said Belcadi: Canto, laúd
Abdel Ouahid Senhaji, nay
Ahmed Al Gazi, rabab y darbuka

Colabora: Eduardo Paniagua, darbuka


Grabado en 2009 y 2010 en AXIS, Madrid, por Hugo Westerdahl
Traducción de poemas: Andrés Guijarro
Producción: Eduardo Paniagua



IMAGEN



AZAHARES Y ROSAS
Música Andalusí · Núba al-Isbihán


La música es una de las artes que nos lleva a conocer el sentir de un pueblo, y en la cultura andalusí una de las más hermosas por su unión con la poesía.

"La música y la poesía acompañan al musulmán desde que nace hasta que muere", dice el poeta cordobés Ibn 'Abd ar-Rabbihi (m. 940) en su obra 'Idq al Farid (El collar único).

La música andalusí ha llegado hasta nosotros con las núbas, una sucesión de canciones de corte clásico unidas por su modo o escala musical, de un contenido temático uniforme, y ordenadas por la sucesión de ritmos y metros poéticos. La llegada del Islam a la Península Ibérica engendraría un nuevo hecho histórico y cultural llamado al-Andalus. Córdoba, como capital del califato, fue el alma occidental del Islam. Amalgamó las dos culturas: la islámica y la autóctona, e incorporando elementos beréberes y judíos, creó el armónico mosaico de la música andalusí.

La núba, composición clásica original del siglo VIII en Oriente Medio, que en principio expresaba el "turno" de los músicos en su actuación ante el califa, pasó a ser la propia sesión musical de las orquestas de al-Andalus. Las estructuras estróficas como la qasida, la moaxaja y el zéjel, estos dos últimos géneros creados en al-Andalus en los siglos IX y XI, son el soporte de este arte refinado. Durante los Reinos de Taifas, siglos X al XII, la música gozó de un verdadero esplendor. Las escuelas de música preparaban a mujeres, tanto a musulmanas como cristianas, que pasaban a formar parte de orquestas palaciegas y cortesanas. Las cortes andalusíes de Sevilla, de Valencia, de Murcia, de Almería, así como la del rey al-Ma'mún de Toledo, y Madrid estaba en este ámbito, contaban con importantes orquestas compuestas de músicos y cantoras, de poetas y poetisas.

Estas cristianas rumiyyas (cantoras) que me eran tan queridas, y emplazaban con sus cantos a las palomas de las altas ramas, al-Mu'tamid de Sevilla, escrito en su destierro en Agmat.


NÚBA AL-ISBIHÁN

La núba traída desde Bagdad por Ziryáb en el siglo IX empezó a perfilarse durante el período omeya, tomó cuerpo durante la etapa de los Reyes de Taifas con Ibn Báya y se asentó durante el período nazarí de Granada. Con la expulsión de los andalusíes de la Península pasó al Magreb donde se ha mantenido durante cinco siglos y la ha conservado hasta nuestros días.

La transmisión oral y los libros de diferentes autores nos permiten reconstruir la interpretación de las núbas. Cabe destacar a al-Wansharísí (m. 1549) y al-Fásí, 1650, así como las recopilaciones de al-Bú'sámí (s. XVII), al-Há'ik (s. XVIII), al-Yámi'í (s. XIX) y al-Tadílí (s. XIX-XX).

Al-Há'ik nos presenta la núba al-lsbihán como la segunda en su Cancionero y nos cuenta que el momento propicio para ser interpretada es el final de la noche, antes del alba. Cantos llenos de amor profano y divino, donde melodía y texto caminan unidos por su expresión musical. Sus características, en clave del poder de los cuatro elementos, son: el agua, la flema, el oeste, el invierno, la madurez. Sus signos: capricornio y piscis. Sus melodías: agudas, sublimes, tiernas y dulces.

"Oh aquel que cuando no se lamenta, le amo encendiendo mi pasión, mi deseo y mi sufrimiento. Cuando me inflamaste con al-lsbihán, se intensificaron los ojos de las huríes en el Paraíso y mis sollozos", Al-Há'ik (h.1800)

En esta interpretación, realizada solo con instrumentos de la época de al-Andalus, para acompañar al canto se ha dado mucha importancia al rabab (instrumento de cuerda frotada con dos cuerdas graves), como complemento del laúd ('oud) y la flauta (nay). La núba al-lsbihán está presentada por algunas de sus más bellas canciones, con otras interpretadas de forma instrumental, cubriendo los 5 ritmos o mizan que la estructuran.


IMAGEN



MADRID ISLÁMICO, SIGLOS IX-XI
1150 Aniversario de la muralla árabe de Madrid


Madrid es el límite norte-sur de la Castilla islámica (al-Andalus) donde los ríos pierden su nombre latino para llamarse "guad". La sierra de Guadarrama, es (wadi-r-ramla) "río de arena". Otros muchos nombres árabes de la region nos trasladan a este pasado olvidado, como Guadalix (río Alis) con su arroyo Albalá (Al-ball'a) "el remolino", Algete (Al-shatt), "la orilla", Alpedrete "el pedregal". El cerro Almodovar de Vallecas (al-Mudawwar), Ajalvir (Fayy al-bir) "pozo ancho", Valdaracete (Val Dár Zayd) "Valle de la casa de Zaid". Alcalá de Henares (Al-Qala 'a) "la fortaleza", Qal'-at-Jalifa (Villaviciosa de Odón).

Madrid — Mayrit — Magerit "las minas de agua", con su cerro que dio nombre a la Virgen de Almudena (al-Mudayna) "la ciudadela", fue fundada durante el Emirato por Mohamed I (852-886), poco antes de la victoria de Ordoño I (850-866) sobre Talamanca del Jarama. En el siglo X el califa de Cordoba Abderrahmán III ordenó reforzar la muralla, después de sufrir varias situaciones de peligro, como la avanzadilla cristiana del rey Ramiro II de León, en el 932. En el año 977, Almanzor eligió la fortaleza de Mayrit como punto de origen de su campaña militar. Madrid fue reconquistada por Alfonso VI desde la muralla en la Cuesta de la Vega, tras la caída de Toledo en 1085.

El presente CD, con música andalusí sobre la núba al-lsbihán de la tradición marroquí, es un homenaje a los restos de la muralla árabe, que cumplen ahora 1150 años, y que han sido recientemente rehabilitados.

Eduardo Paniagua

IMAGEN bottom


home medieval.org

The Web SonusAntiqva
sonusantiqva.org